Paella

La paella es un plato español muy icónico, se puede decir que para algunas personas el más representativo del país europeo. Aunque no es una receta rápida de hacer, por los tiempos y procesos que deben cumplirse muchas personas deciden aventurarse a prepararla en la casa. Aunque sus ingredientes dependen de los gustos de cada quien, la más conocida es la paella valenciana, esa está compuesta por  conejo, pollo y lleva además judías verdes. También puede realizar una de mariscos o incluso una mixta, con pollo y mariscos.

Sin embargo para que le quede como todo un chef debe evitar cometer los siguientes errores. De esa forma podrá lucir como un cocinero profesional. Tanto que no le creerán que fue cocinada por usted. Cabe destacar que el origen de dicha preparación se dio como la mayoría de los platos populares. Eso quiere decir que se mezcló varios ingredientes que había en casa a la disposición de las familias en la ciudad de Valencia.

No cometa estos errores cuando haga su paella casera

No mezclar el arroz

Paella

Aunque en la mayoría de las preparaciones se recomienda remover lo que se está cocinando, así no se pegara del fondo. En la paella es totalmente lo contrario, no es para nada aconsejable remover el arroz, esto debido a que se abrirán los granos y soltaran el almidón, obteniendo un arroz pastoso. Así que una vez tenga el arroz en el fuego olvídese de moverlo y aproveche ese tiempo para otra cosa.

Utilizar los implementos adecuados

Paella

Si bien el nombre de del plato se llama paella, ese se le designó porque el recipiente donde se cocina el arroz lleva por nombre paellera. Eso quiere decir que es un elemento indispensable para replicar en la casa el famoso plato español. Pero tiene una explicación, no es un capricho de los expertos, para preparar el arroz de este platillo se necesita mucha superficie para que de esa forma el agua se evapore más fácil.

Algunos vegetales no son bienvenidos

Paella, cebolla

En esta preparación algunos alimentos no son incluidos entre los ingredientes de la receta. Se puede mencionar la zanahoria, pero el que se considera enemigo de este platillo es la cebolla. Aunque es muy utilizada a la hora de hacer arroz blanco, recuerde que este es totalmente distinto.  La cebolla bota un agua que deja al arroz más pegostoso de lo que se busca. Entonces no use una cebolla si no quiere llorar por las consecuencias.

Color amarillo

Paella

Una de las principales características que se pueden ver a simple vista, es el color del plato. Un amarillo muy marcado es la distinción de la preparación. Este se logra gracias al azafrán. Así es, no utiliza ningún tipo de colorante artificial, expertos aseguran que desvirtúa el sabor por completo. Por tal motivo el “oro rojo” como es conocido popularmente es invitado de honor en la receta.

Cantidad de agua

Paella

Este paso es uno de los más complejos porque no se puede dar una medida exacta para la cantidad del líquido vital. Son muchos los factores que intervienen y pueden influir en ello. Por ejemplo, el tamaño de la paellera, o el nivel del fuego donde se esté cocinando. Lo más recomendable es una taza de arroz por tres de agua, siempre tenga presente que este platillo debe quedar seco, es decir no puede estar meloso y empalagoso.

También le puede interesar: Tapapiés vuelve al barrio mestizo de Madrid

Información vía:  lavanguardia, cocinillas y europabarbacoa

Comments

comments