Tipos de platos y su uso

Así como para beber vino o cerveza existe un vaso o una copa adecuada, lo mismo pasa con los platos. Es fundamental conocer cada uno de los tipos de platos y en qué ocasión utilizarlos. Aparte, demostrará que domina muy bien la etiqueta y el protocolo. Estos son de los principales utensilios de la cocina, ya que en ellos se sirven las preparaciones culinarias.

Al pasar los años fueron evolucionando, en un principio, eran simples hojas, también rocas o pedazos de madera. Pero se dice que la verdadera invención del plato se dio en la época de la civilización greco-romana. En ese lapso ya se pueden observar diferentes tipos de recipientes, con materiales un poco más trabajados, como lo era la arcilla.

Algunos tipos de platos

 

Plato llano: Mide entre 23 y 25 centímetros, no es tan profundo pero si amplio. Se considera que es el más utilizado por todo el mundo porque es para todo tipo de alimentos, menos postres y comidas líquidas.

Plato hondo: Sus medidas varían, pueden ser de 22 a 24 centímetros. Su principal característica es la profundidad del recipiente, ideal para sopas o cremas.

Plato de postre: Aquí se encuentran unos tamaños que van desde 18 a 20 centímetros. Evidentemente tienen un menor diámetro, pero como su nombre lo dice, es para el dulce después de comer o a mitad de tarde.

Plato de café: Por su función no debe ser un gran plato; de hecho, su tamaño es de 10 a 12 centímetros. Un consejo que se le puede brindar es que trate que la taza y el plato sean del mismo diseño o, al menos, del mismo color.

Esperamos que conocer un poco más acerca de los tipos de platos le resulte beneficioso y pueda darle el uso correcto a cada uno. Quede como todo un fiel lector del capítulo cinco del Manual de Carreño.

También le puede interesar: Etiqueta japonesa de los palillos

 

Comments

comments